¿El jengibre tiene beneficios reales en deportistas?

Los deportistas deben seguir una buena alimentación si quieren mejorar su rendimiento en las actividades físicas, y disfrutar de un agradable bienestar. Uno de los alimentos que deben añadir a su dieta es el jengibre, una especie aromática que proviene del sureste asiático, y es usada desde la antigüedad.

Sus propiedades la convierten en un alimento recomendado para los deportistas que buscan mejorar su salud y bienestar.

Principales propiedades del jengibre en deportistas

Hoy día el jengibre se considera un súper alimento por sus propiedades beneficiosas para la salud. Para los deportistas, añadir el jengibre a su dieta supone aprovechar estas propiedades de distintas maneras.

Cuando se practican actividades físicas exigentes, el cuerpo necesita de alimentos que aporten nutrientes esenciales que ayude a su mantenimiento, mejorando así el rendimiento y la recuperación de los deportistas.

Entre las principales propiedades que ofrece este súper alimento a los deportistas, destacan las siguientes.

1.      Efecto antiinflamatorio

La inflamación muscular es habitual cuando se practica un deporte. El organismo reacciona de esta manera cuando se somete a un esfuerzo exigente e intenso. Incluso los huesos sufren de contusiones que generan inflamaciones, mayormente en los deportes de contacto.

El jengibre tiene un efecto antiinflamatorio que es útil en estos casos, hasta se utiliza para los tratamientos contra la osteoartritis de rodilla.

Estas propiedades reducen las inflamaciones y los dolores ocasionados por los impactos, favoreciendo la recuperación física de los deportistas, y protegiendo contra las lesiones por desgaste.

2.      Revitalizante

El jengibre es un alimento con efectos afrodisíacos, que ayudan a disminuir el cansancio físico y mental en los deportistas.

Cuando se entrena de forma intensa, el esfuerzo genera un agotamiento fuerte. Con su consumo es posible recuperar esta energía, permitiendo a los deportistas entrenar de manera continua sin sentirse tan cansados.

Además, aporta diversos nutrientes, minerales y vitaminas, como el hierro, el zinc, el ácido fólico, vitaminas B3 y B6, por lo que es altamente recomendado para los deportistas.

3.      Antihistamínico natural

El principal motor a la hora de practicar un deporte es el aparato respiratorio. Contar con pulmones limpios y vías respiratorias bien despejadas, mejora el rendimiento de los deportistas, evitando que se agoten con facilidad.

También ayuda a resistir mejor los resfriados y evitar los problemas alérgicos que pueden dañar los entrenamientos.

El jengibre funciona como un antihistamínico natural, por lo que ayuda a prevenir y disminuir los efectos de la gripe, la sinusitis, la congestión nasal y el asma. Incluso se demostró que es efecto por su actividad antiviral.

Los deportistas que sufren de alergias, lo pueden consumir durante la primavera para evitar problemas con su aparato respiratorio.

Alivia los dolores menstruales

En muchas ocasiones, los dolores y molestias provocadas por la menstruación evitan que las mujeres deportistas puedan realizar sus actividades con el máximo rendimiento.

Los calambres son el principal problema a la hora de practicar actividades físicas con la menstruación, en estas situaciones, su consumo reduce el dolor en los primeros días del ciclo menstrual.

El alivio no es total, pero suficiente para que las mujeres se sientan más dispuestas a practicar sus deportes.

¿Cómo aprovechar el jengibre?

Contrario a lo que se cree, no es necesario comer en grandes cantidades el jengibre para aprovechar sus propiedades. Lo recomendado es consumir un gramo diario, esto permite al cuerpo aprovechar sus propiedades beneficiosas.

El jengibre es un alimento que se puede consumir de diferentes maneras, como en infusión, en polvo, en cápsulas o en aceite, por ejemplo, todo depende de las preferencias de los deportistas y del tipo de preparación a realizar.

Sin embargo, para sacar el máximo rendimiento al jengibre, se recomienda comer cruda la raíz, ya sea fresca o seca.

La raíz del jengibre se puede rayar para añadir a los guisos o cocinar los alimentos, dado que funciona como un condimento más. También ofrece un toque picante a los platos que es muy estimulante al paladar.

Se recomienda saltear los ingredientes con el jengibre picado, como el pescado o las verduras, incluso se puede añadir a un arroz al vapor.

En el caso de querer consumir el jengibre en líquido, lo mejor es una infusión en ayunas, acompañada de limón. O bien, añadirlo en los batidos revitalizantes con otros ingredientes para beneficiar el bienestar.

El jengibre picado o cristalizado se puede consumir con té o en agua caliente, así como en la avena, con manzana, y hasta en recetas de tortitas o de galletas, por ejemplo.

El polvo de jengibre se puede usar en cualquier preparación, dado que es fácil de mezclar con las bebidas y el resto de los ingredientes. Es bastante útil para preparar las salsas que se añadirán a los alimentos o los guisos.

Otra opción es cocer el jengibre y añadirlo a las ensaladas, aunque hay que controlar la cantidad que se añade, dado que sigue siendo una raíz, por lo que su sabor llega ser muy amargo en ocasiones.

En el mercado se puede comprar la cerveza de jengibre, también conocida como ginger ale, una preparación carbonata sin alcohol que se elabora usando la raíz del jengibre, levadura, azúcar y agua.

 

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *